Dra. Maria Guerrero Escusa

Dra. Maria Guerrero Escusa
FUNDADORA DEL CENTRO DE ATENCIÓN PSICOLÓGICA, CAPS PSICOLOGOS EN 1991

ESTE ES UN BLOG DE VIDA, REFLEXIÓN Y ENCUENTRO

Deseo compartir con vosotros desde el sentimiento (corazón), el pensamiento (la cabeza) y las manos (la acción), todo ello con el deseo de que te ayude a vivir más plenamente vivo.

Te invito a participar activamente en este blog, nuestras experiencias son importantes y pueden ayudar a otras personas a enfrentar situaciones difíciles.

Puedes mandarme tus experiencias, lo que has hecho para salir de situaciones difíciles y qué has aprendido de ellas. Puedes mandarme las cosas que te parece que sería bueno que vieran otras personas y les puedan ayudar y puedes hacerlo con tu nombre y fotografía o de forma anónima.

Enviamelo a capspsicologos@hotmail.com, con la etiqueta MI REGALO PARA TI

TODOS PODEMOS AYUDAR



Gracias, por vuestros envíos y comentarios, son un regalo.

martes, 30 de julio de 2013

CONSTRUYENDO EL PRESENTE

 
Cuando tenemos sed
solo calmaremos nuestra sed bebiendo
y no con el pensamiento del agua.
Cuando queremos amar
solo llenaremos nuestro corazón amando
y no alimentado fantasías sobre el amor.
Cuando pretendemos vivir
solo lo lograremos viviendo
y no pensando en vivir algún día.
Cuando deseamos ver
solo ampliaremos nuestra visión viendo
y no cerrando los ojos a lo que no nos gusta.
Cuando anhelamos ser
solo lo alcanzaremos siendo
y no trampeando lo que emerge de nosotros.
Cuando queremos sentir
solo podemos sintiendo
y no apuntalando muros protectores.
Cuando queremos hacer
solo nos queda ir haciendo
y no esperar el milagro.

María Guerrero

2 comentarios:

  1. Muy cierto María, soñar está bien, pero hay que actuar.

    Besos y feliz verano preciosa.

    ResponderEliminar
  2. Preciosa poesía maría. Es verdad que se debe actuar y no anhelar esa actuación, pero miedos, penas y culpabilidades nos secuestran esas ansias de hacer y las cohiben sin dejarlas salir, fluir libremente, entrando en ocasiones en una espiral de dolor, amargura y autorreproches...colapsando entonces la mente y el alma...
    Un saludo maría

    ResponderEliminar