Dra. Maria Guerrero Escusa

Dra. Maria Guerrero Escusa
FUNDADORA DEL CENTRO DE ATENCIÓN PSICOLÓGICA, CAPS PSICOLOGOS EN 1991

ESTE ES UN BLOG DE VIDA, REFLEXIÓN Y ENCUENTRO

Deseo compartir con vosotros desde el sentimiento (corazón), el pensamiento (la cabeza) y las manos (la acción), todo ello con el deseo de que te ayude a vivir más plenamente vivo.

Te invito a participar activamente en este blog, nuestras experiencias son importantes y pueden ayudar a otras personas a enfrentar situaciones difíciles.

Puedes mandarme tus experiencias, lo que has hecho para salir de situaciones difíciles y qué has aprendido de ellas. Puedes mandarme las cosas que te parece que sería bueno que vieran otras personas y les puedan ayudar y puedes hacerlo con tu nombre y fotografía o de forma anónima.

Enviamelo a capspsicologos@hotmail.com, con la etiqueta MI REGALO PARA TI

TODOS PODEMOS AYUDAR



Gracias, por vuestros envíos y comentarios, son un regalo.

miércoles, 10 de octubre de 2012

CRECIMIENTO PERSONAL

Testimonio del Curso de Crecimiento Personal celebrado en Valladolid, enviado por uno de los asistentes, Ángel.

GRACIAS ÁNGEL, GRACIAS A TODOS, PERSONAS MARAVILLOSAS CON ARROJO Y CORAJE EN LA BÚSQUEDA DE LA AUTENTICIDAD.


            Y todo empezó  por un cambio...........         

            Comenzó el curso de Crecimiento personal, como el siguiente paso al de “Conocimiento de sí mismo”, estaba previsto en Villagarcía de Campos, al menos con esa idea nos personamos en nuestra sede el pasado jueves... y ahí empezó el cambio........., nuestro destino era algo mas lejos, Valladolid, en la Casa de la Espiritualidad.

            … cuantas veces en la vida te fijas unas metas y tienes la suerte de que las circunstancias te hagan llegar más allá...

            Los gestos de ilusión y alegría que vestían nuestros rostros, escondían la ligera preocupación por llegar a la hora prevista.

            A Valladolid llegamos en buen horario, nos dirigía desde el primer coche una guía experimentada y teníamos  planos, pero nos perdimos un poco y empezamos un largo callejeo por esa capital, sabíamos que estábamos cerca de nuestro destino, incluso lo llegábamos a ver desde algunas calles cercanas, pero nos costaba y nos costaba encontrar el camino verdadero para acceder a él, cuando no era un semáforo, era una señal de prohibido, o incluso algunas personas que con buena intención, nos indicaron incorrectamente nuestra ruta,... y al final llegamos,...  no a la hora  prevista,... pero llegamos.

            …lo mas importante en toda persona es la búsqueda del sentido a su vida, sé que es complicado, que hay obstáculos, paredes, gente con la que convives que te marca, te manipula, te influye, pero si tienes fe en ti, si pones a tu disposición todo lo que tienes, si interpretas correctamente el mapa de tu vida, llegaras antes o después a eso que tanto ansías...

            Y entonces empezaron las preguntas y los comentarios irracionales que tanto nos gustan... ¡ya veras ahora!,... ¡habrán comenzado sin nosotros!,... ¡Por nuestra culpa, se va a retrasar todo el horario previsto!,... ¡teníamos que haber salido antes!,... ¡Ya verás que caras!,.... y sin embargo...  ¡no!, ¡no ocurrió nada de eso!, nos recibieron con los brazos abiertos, con sus mejores sonrisas, con ese gran abrazo entrañable que siempre ofrece el T.E.

            …. que fácil puede llegar a ser el perdón y que complicado nos resulta perdonar, cuanto peso tienen en nosotros, la rabia, el rencor, el resentimiento, el perdón es una elección en nuestra vida, el perdón nos hace libres.

            En Valladolid dejamos gran parte de estos sentimientos negativos que no nos aportan nada más que peso en nuestras vidas, perdonamos a los otros,... y yo te perdoné a... TI,

            E igualmente hicimos el ejercicio reparador de perdonarnos a nosotros mismos... y yo me perdoné a... MI, y creerme si os digo me ha sentado muy bien.

            La Casa de la Espiritualidad es una casa acogedora, donde según pasaban las horas te encontrabas más a gusto, es una construcción singular donde había muchas cosas que recordaban su historia, cuadros de personajes que habían dejado allí parte de su vida, vitrinas con relicarios,  utensilios ya en desuso pero muy importantes en otra época, salas de altísimos techos.

            Pero hubo dos cosas que me llamaron mucho la atención, por una parte la cantidad de pasillos, recovecos y  rincones que encontrabas en tus paseos, y donde te adentrabas con cierto miedo, no sabiendo lo que te ibas a encontrar; al encender la luz descubrías los verdaderos tesoros que encerraba cada habitación. La otra cosa que me llamó mi atención fue una maqueta que tenían en el torreón, donde se plasmaba lo que fue el proyecto inicial del convento y del que solo se ha conseguido realizar una pequeña parte.

            ... en ocasiones mi vida, se parece a este convento, me quedo en los recuerdos, en mis viejas herramientas que ya no son útiles en mi vida actual, me cuesta y me da miedo encontrar ese interruptor que me permita encontrar todo eso que aun me queda por descubrir de mí,  reconocer que mi proyecto de vida (mi maqueta) no esta acabado, es mas, que esta empezando a construirse, ya que tengo que derribar algunas partes que no quedaron a mi gusto, o el cimiento no era el correcto, o los materiales no eran los adecuados... quiero en resumen, trabajarme para alcanzar esa LIBERTAD que me haga cambiar mis hábitos y luchándola día a día, tratar de ir desarrollando
Mi proyecto de vida.

            La convivencia con los compañeros de Zamora, Salamanca y Valladolid, fue muy buena, con la mayoría ya habíamos compartido parte de nuestra vida en el curso anterior y eso ayuda mucho, la pena ha sido no disponer de más tiempo libre para conocernos mejor. Llegamos con una sonrisa y nos volvimos con una sonrisa aun mayor (ya que no es solo la exterior) y sobre todo con mucho menos peso.....

            De  Anthony de Mello:

                        EL CIELO Y EL CUERVO

                        Una vez volaba un cuervo por el cielo
                        Llevando en su pico un trozo de carne.
                        Otros veinte cuervos se pusieron a  perseguirle
                        Y le atacaron sin piedad.

                        El cuervo tuvo que acabar por soltar su  presa.
                        Entonces, los que le perseguían, le dejaron en paz,
                        Y corrieron, graznando,
                        En pos del trozo de carne.

              … y se dijo el cuervo “¡Que tranquilidad...! Ahora todo el cielo me pertenece...”

            No podría finalizar sin hacer dos reseñas importantes, la primera a María, Mª Carmen, Geles y Esther por vuestras enseñanzas, ayuda y sobre todo acompañamiento. La segunda es mandar un fortísimo abrazo a Yolanda, Esperanza y Celia, nuestras compañeras y amigas de León, que por diversas circunstancias no pudieron compartir con nosotros estos días y que en la distancia también han estado presentes.

            Y todo empezó EN MÍ,  por un cambio...........

            Ángel

No hay comentarios:

Publicar un comentario