Dra. Maria Guerrero Escusa

Dra. Maria Guerrero Escusa
FUNDADORA DEL CENTRO DE ATENCIÓN PSICOLÓGICA, CAPS PSICOLOGOS EN 1991

ESTE ES UN BLOG DE VIDA, REFLEXIÓN Y ENCUENTRO

Deseo compartir con vosotros desde el sentimiento (corazón), el pensamiento (la cabeza) y las manos (la acción), todo ello con el deseo de que te ayude a vivir más plenamente vivo.

Te invito a participar activamente en este blog, nuestras experiencias son importantes y pueden ayudar a otras personas a enfrentar situaciones difíciles.

Puedes mandarme tus experiencias, lo que has hecho para salir de situaciones difíciles y qué has aprendido de ellas. Puedes mandarme las cosas que te parece que sería bueno que vieran otras personas y les puedan ayudar y puedes hacerlo con tu nombre y fotografía o de forma anónima.

Enviamelo a capspsicologos@hotmail.com, con la etiqueta MI REGALO PARA TI

TODOS PODEMOS AYUDAR



Gracias, por vuestros envíos y comentarios, son un regalo.

jueves, 25 de noviembre de 2010

SENTIR, MEDIDA DE SALUD EMOCIONAL




Ayer se celebró en la localidad deTorre Pacheco, Murcia, la charla-coloquio SENTIR, MEDIDA DE SALUD EMOCIONAL, a la que, a pesar de la lluvia, el frío y el dasapacible tiempo, acudieron numerosas personas.


El evento fue organizado por AMITES "AMIGOS DEL TELEFONO DE LA ESPERANZA" DE TORRE PACHECO



La naturaleza y calidad de los sentimientos que vivimos de forma habitual, son el termómetro que mide nuestro estado de bienestar o de malestar. Así que, la persona que que suele experimentar con más frecuencia sentimientos positivos, está abocada a vivir muchos y más intensos momentos de felicidad, mientras que la persona que generalmente vivencia sentimientos negativos, se asienta en un estado oscuro de tristeza y desesperanza.

La felicidad propia y la felicidad de las personas de nuestro entorno están íntimamente relacionadas con el desarrollo adecuado de nuestros sentimientos.
Colleman, en su libro "Inteligencia Emocional", habla de "ceguera" refiriéndose al empobrecimiento emocional que muestran las personas que se mueven desde el intelectualismo, despreciando los sentimientos propios y ajenos. Realmente estas personas podrán alcanzar metas intelectuales, sin embargo será muy difícil que logren ser felices y contribuir con la felicidad de los demás.
Al despreciar la sensibilidad emocional, se incapacitan para leer en el corazón de los otros, por lo que su empatía brillará por su ausencia, además de colocar muros en sus relaciones interpersonales que les hace inaccesibles al contacto verdadero y amoroso.
”Sólo se ve bien con el corazón, lo esencial es invisible a los ojos”.
El Principito

No hay comentarios:

Publicar un comentario