Dra. Maria Guerrero Escusa

Dra. Maria Guerrero Escusa
FUNDADORA DEL CENTRO DE ATENCIÓN PSICOLÓGICA, CAPS PSICOLOGOS EN 1991

ESTE ES UN BLOG DE VIDA, REFLEXIÓN Y ENCUENTRO

Deseo compartir con vosotros desde el sentimiento (corazón), el pensamiento (la cabeza) y las manos (la acción), todo ello con el deseo de que te ayude a vivir más plenamente vivo.

Te invito a participar activamente en este blog, nuestras experiencias son importantes y pueden ayudar a otras personas a enfrentar situaciones difíciles.

Puedes mandarme tus experiencias, lo que has hecho para salir de situaciones difíciles y qué has aprendido de ellas. Puedes mandarme las cosas que te parece que sería bueno que vieran otras personas y les puedan ayudar y puedes hacerlo con tu nombre y fotografía o de forma anónima.

Enviamelo a capspsicologos@hotmail.com, con la etiqueta MI REGALO PARA TI

TODOS PODEMOS AYUDAR



Gracias, por vuestros envíos y comentarios, son un regalo.

sábado, 19 de junio de 2010

ACEPTA Y AGRADECE

Acepta con calma los acontecimientos tal como ocurren
no exijas que sucedan como tú deseas,
acéptalos tal y como son realmente
y deja de luchar,
de quejarte
y de tenerte pena.
Cada cosa llega en el momento preciso
ni antes ni después,
así que respira ante cualquier situación
acógela y agradece todo lo que acontece en tu vida
porque es por algo y para algo que necesitas saber,
solo así te será posible la paz.
MG.

3 comentarios:

  1. JC.
    Cada cosa llega en el momento oprtuno
    siempre en el mejor momento
    porque es cuando estamos preparados
    para afrontarla.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. A veces me he rebelado con las cosas que no has sido como esperaba después de esforzarme mucho, me he enfadado y hasta me he deprimido y al tiempo, me has pasado otras cosas mejores y he dicho ¡menos mal que aquello no salió bien!
    Preciosa reflexión.

    ResponderEliminar
  3. También yo he vivido situaciones de enfado porque no me salían las cosas como quería. En concreto me despidieron del trabajo que tenía ya 15 años y sentí que el mundo se me venía encima, entre en una depresión y no tenía ganas de salir ni de nada. A los 7 meses, cuando me encontraba mejor me pude a la labor de encontrar catrajo y encontré uno que jamás había pensado que pudiera estar tan a gusto. ¿De que me sirvió tanto preocuparme antes? DE NADA.

    ResponderEliminar